domingo, 28 de septiembre de 2014

El duelo de la felicidad invertida

En Psicología se habla mucho de las fases del duelo: negación, aceptación, retraimiento, bla, bla, bla. Nos sabemos el proceso de pe a pa pero... ¿podemos ser más concisos? sí please. 

Cuando tiene lugar la ruptura nos quedamos hechas polvo: lloramos, nos cuesta dormir, nos enganchamos a alguna canción ñoña y pensamos, pensamos... sobretodo pensamos. Ignoramos las redes sociales y somos monotema con las amigas, la familia, el perro y hasta el gato; supongo que por eso la peña llega incluso a tomar distancia de nosotras por ¡plastas!. Los tíos no, después de la ruptura y para digerir el marrón, pues corazón también tienen, utilizan sus propios métodos: ellos salen, salen y salen compulsivamente. Se dejan barba de cabroncete encantador de dos días y se depilan la espalda. Se compran ropa nueva, empiezan a practicar deporte a saco o se iluminan metiéndose a DJ o a profesor de spinning. Se convierten en los más cachondos de la fiestas y vacilan a todas las cangrejitas; una tras otra, hasta que, encandiladas por esa sobredosis de felicidad y autoestima tan típica del recién soltero, una termina en la cama. En esta fase, mientras Tú estás en el sofá de casa consumiendo Kleenex a manta, Él está en plan macho ibérico desbocado dispuesto a romperlo todo y a romperlas a todas. En otras palabras, la chica totalmente out y el totalmente on fire. 

miércoles, 24 de septiembre de 2014

Por un cortejo digno

La verdad es que en la soltería quién se aburre es porque quiere. Hace unos días, de cañas con una friend, se unió a nosotras un conocido suyo. El tío era majo, majo de esos que además tienen unos ojazos  impresionantes y claro, si a esa persona la has visto antes, es fácil que te acuerdes... y yo me acordaba ¡con lo que me cuesta acordarme de las jetas! Total, que el tío era mi Dj de la infancia, el DJ que había pinchado en mis discotecas favoritas cuando yo salía religiosamente cada finde, hace por lo menos unos mil años. Llegamos a varias conclusiones sobre la generación de los 80... resumiendo: nos hacemos unas pajas mentales de campeonato pero al final resulta distraído ver como se comporta la gente en las relaciones: los rols, los problemas, los perfiles, la fecha de caducidad... cambian los protagonistas pero parece que todo se repita una y otra vez. 

Conocer a personas con quién "discutir" es emocionante, igual que es emocionante ver como el azar te echa un empujoncito de vez en cuando y aporta cosas nuevas; en una de esas situaciones nuevas descubrí algo: ¡quería que me cortejaran como Diós manda, c...! 

jueves, 11 de septiembre de 2014

Cosas que sabes a partir de los 30 si eres soltera

Ya que se han puesto de moda las listas bloggeras.... ¡vamos allá! 
Lo similar atrae a lo similar y está claro que estamos todas cortadas con mismo patrón y es que tenemos una facilidad casi sobrenatural para atraer al mismo tipo de imbéciles (cariñosamente hablando). Cotillear entre nosotras garantiza experimentar un déjà vu tan constante como intenso; puede que eso sea lo único que es capaz de ofrecer el mercado masculino a partir de los treinta... caca de la vaca. Sea como sea, todas conservamos este aire encantador de adolescente: seguimos siendo coquetas, zampamos pero nos cuidamos, somos pijillas y todoterrenos a la vez, no le hacemos un feo a un hotel de 5 estrellas pero disfrutamos buscando setas también... Todas tenemos nuestras historias para no dormir, pero cuando nos juntamos acabamos siempre comprobando que nuestro ego sigue intacto, que el karma está incordiando y que tontas lo somos un rato. Estamos quemadas, pero cuando aparece un nuevo candidato a convertirse en un idiota impresentable para odiar en un futuro no muy lejano... nos ilusionamos siempre igual y lo vivimos a tope. 

Somos mujeres que sabemos cosas: porque hemos leído, escuchado, vivido y compartido. El mismo hecho de haber estado solas durante bastante tiempo y de vivir varios romances, nos ha curtido positivamente y somos tooooodo lo que se debe ser cuando lees un decálogo de esos que corren por internet en plan 10 cosas que enamoran a un hombre, claves para atraer a a un hombre, los 10 rasgos que buscan los hombres en una mujer... pues bueno, nosotras de 10 cumplimos 15: tenemos hobbies, tenemos nuestra independencia, somos dulces, somos directas... el sentido del humor ¡nos sobra! tampoco acosamos a nadie y estamos hartas de querernos a nosotras mismas y de autorealizarnos. Sin embargo al final algo sucede: un amalgama de circunstancias y sentimientos tuyos, suyos, del perro o del gato que acaban por joderlo todo, pero de mientras... siempre aprendemos algo y con treinta y tantos:

miércoles, 10 de septiembre de 2014

Ellos están de vuelta


-Pues salgo con una chica de 44 con hijos...

-¡¿Y vive a tres horas de aquí?! No llegaréis a Navidad.


-¡Venga ya!


-Lo que yo te diga... Tú no tienes hijos, eres libre y tienes cientos de cosas para vivir. Te esperan todavía un montón de "primeras veces". Mientras tú te mueres de ilusión para alquilar un piso cutre de 60 metros en pareja, para dormir en compañía todos los días, para montar juntos el árbol de Navidad, algo que siempre has detestado pero que ahora te encantaría hacer... 

jueves, 4 de septiembre de 2014

Hora de bajar la basura

La verdad es que estamos un poco saturados todos de desamor: engaños, decepciones, traiciones.... ¡oye! hay parejas felices,  hay tíos fieles, hay mujeres que no son superficiales, existe el sexo con amor... a veces eso se consigue y se queda, otras veces no.... lo que está claro es que si tuviera sexo cósmico a mano, no estaría escribiendo el p... blog. Sea como sea vamos a intentar todos a hacer un poco las paces con el pasado, a abrir nuevos caminos a ver si nos dejamos de tanta cháchara y practicamos más los momentazos. No hace falta que sean de amor, con que sean de felicidad está bien. 

Cuando pasamos por un momento chungo resulta típico el consejo de mantente ocupado, distráete, no te quedes en casa....esos no son ni serán nunca malos consejos, pero como todo.... siempre en su justa medida. 

Alguien me dijo una vez que la vida te la dan, no te la regalan... por lo tanto hay un precio que pagar y supongo que eso explica que vivir no sea precisamente un camino de rosas: las pérdidas, sean de la naturaleza que sean, son inevitables y es algo que tenemos que superar. El problema aparece cuando, en lugar de afrontar, decidimos sortear. 

martes, 2 de septiembre de 2014

Soltera a los 29 y soltera a los 31



Ánimo que solo es Martes :p




Momento estelar:

Chica de 29: Cuando Dios cierra una puerta ¿ves? se abre una ventana

Chica de 31 responde: Te das cuenta de que es una apertura más pequeña, ¿verdad? Antes podías salir por la puerta principal y ahora tienes que salir alguna ventana entreabierta en alguna parte....


¡Nohasefaltadesirnadamás! Qué chulitas éramos todas con 29 y ahora....

Bienvenidos

Follow by Email

Seguidores

Con la tecnología de Blogger.