lunes, 16 de mayo de 2016

Don Perfecto

Toda soltera senior que se precie tiene el típico amigo soltero hetero con quién queda para hacer un café la típica mañana o típica tarde de profundo aburrimiento en plan "último recurso antes de registrarme y conectarme a Tinder a ver quién hay". Cruel pero cierto, es un amigo tan histórico como real y sabes que es la única persona con quien puedes tener charlas reales sobre la vida, sobre las relaciones y lo deprimente del mercado existente. 

Él quiere pareja y lo tiene claro. Está activo en el tema así que tira de apps como Tinder, Badoo, Adopta... pero es evidente que no ha tenido mucho éxito; no solo no ha encontrado pareja sino que lo que ha encontrado ha sido altamente tóxico: tías que aparecen y desaparecen, tías que le dejan y le llaman al día siguiente llorando, tías que le dicen que solo le quieren de amigo y cinco minutos después le proponen dar un paseo agarraditos de la mano con beso incluido.... y lo último en tendencia solteril son las chicas No touch: mujeres que quieren pareja pero sin contacto físico alguno. Chicas que solo quieren cenas, paseos en coche y sopórtamecuandotengaunbajónexistencial... y así pasan los meses: uno, dos, tres... pero por más tiempo que pase: DON'T TOUCH! lo que me sorprende es que ellos siguen allí... insistiendo. Pagafanteo máximo, vamos. 





La cuestión es ¿dónde se busca pareja si quieres sí o sí? Le recomendé a mi colega que buscara en entornos donde coincidiera con gente con sus mismos gustos, que tirara de amistades pues en un momento dado menganito te presenta a fulanita -a mi no me ha pasado pero creo en ello: se llama "tener fe"- y aunque no estemos buscando pareja activamente, pienso que todos estamos abiertos a "fijarnos" en alguien si aparece de forma fortuita en nuestras vidas.  
Mi amigo no se mostró muy de acuerdo con mi teoría providencial sobre el encuentro del amor, básicamente porqué le solté el rollo desde un punto de vista bastante superficial, y es que después de 2 años fuera del mercado single y organizando la vida alrededor de la bici, el perro,  los viajes en solitario y amigos de tapeo... como que ya no le das tanta importancia a lo de estar soltera o dejar de estarlo. A partir de los 35 el mercado es escaso o viene resabiado, es difícil coincidir y no vale mucho la pena invertir tiempo pensando en ello. 

Al anochecer de aquel mismo día de la conversación, mientras mi amigo estaba en casa intentando hacer match con alguna candidata, yo me iba al hospital al servicio de urgencias. 

Bienvenidos

Follow by Email

Seguidores

Con la tecnología de Blogger.